Posteado por: gruporenacer | Domingo 6 julio 2008

Cuando muere un bebé


Fuente: First Candle/SIDS Alliance (When a Baby Has Died)

Cómo sobrellevar el proceso de duelo
La muerte de un niño es la peor tragedia que puede acontecer en una familia. El impacto que causa este tipo de fatalidad es muy intenso y alcanza a todas las personas que de una u otra forma se relacionaban con el niño: los padres, los hermanos, los abuelos, los amigos y los integrantes de la comunidad. La muerte de un niño produce un desequilibrio en la armonía familiar y amenaza la estructura de la comunidad y la sociedad.
Como mencionamos con anterioridad, el fallecimiento súbito e inesperado de un niño es una experiencia devastadora que golpea y confunde a la familia. El sentimiento de culpa resulta insoportable y casi no existe energía para buscar ayuda de otras personas. No existió forma de predecir la muerte del niño ni de prepararse para la tragedia. Tampoco existen respuestas a la pregunta “por qué”.
La familia requiere información precisa y actualizada para disipar dudas. Cada familia necesita de una ayuda especial que debe planificarse de antemano.

 Los padres
Muchos padres que sufrieron la muerte de un niño relatan un dolor indescriptible, la tristeza más profunda de sus vidas. Estos padres se preguntan si lograrán tolerar tanto dolor, si podrán superarlo y encontrar algún sentido en sus vidas. Este dolor profundo puede aliviarse en cierta medida al conocer qué mecanismos ayudaron a otras familias en una tragedia similar. Los sentimientos más frecuentes son la tristeza, la culpa, el enojo y el temor. La tristeza es un sentimiento absolutamente normal y cuya causa es la pérdida del ser amado. La culpa consiste en adjudicarse responsabilidad por algún acto u omisión. La expresión más frecuente en esta situación suele ser: “Si sólo…”. Los padres sienten enojo hacia sí mismos, hacia su pareja, hacia la persona que cuidaba al niño, hacia el pediatra o incluso hacia el bebé por haber fallecido. A veces, los padres se enojan con Dios y ponen en duda sus creencias religiosas. También temen que otra tragedia pueda suceder en la familia. Con frecuencia, los padres en proceso de duelo sienten que se están volviendo locos. Se trata de emociones absolutamente normales.
Cuando la conmoción inicial comienza a ceder, los padres caen en una depresión prolongada. Se trata de un estado de altibajos emocionales en el cual la depresión se intensifica ante determinadas situaciones, por ejemplo, la llegada de un correo electrónico en el que se oferta determinado producto para el bebé, las expresiones de determinada persona que no comprende que el bebé ya no está o el simple hecho de recordar que se cumple determinado aniversario de la muerte del niño. En estos momentos tan desdichados, es muy importante poder conversar con otro padre que haya vivido una experiencia similar. Algunas personas encuentran este apoyo en familiares, amigos, autoridades de la iglesia, médicos, asesores u otros profesionales del área de salud que asistieron a personas en ese tipo de situación.
Los padres en proceso de duelo sienten que les resulta muy difícil concentrarse en una actividad durante un tiempo prolongado, por ejemplo, leer, escribir o tomar determinada decisión. Otras personas sufren mareos o una sensación de presión en la cabeza. Se trata de sensaciones normales que nada tienen que ver con un desequilibrio mental. También resulta difícil conciliar el sueño, lo cual aumenta el cansancio de la persona. Si deben ocuparse de la familia o regresar al trabajo, quizás necesiten que su médico les recete alguna medicación suave para poder descansar durante la noche. Sin embargo, incluso aquellos padres que logran dormir, sienten esta sensación de fatiga.
Las personas en proceso de duelo con frecuencia experimentan dolores musculares u otros síntomas localizados en el corazón o el estómago. Pierden el apetito y comen sólo porque saben que deben hacerlo. Sienten “nudos en su interior”. A menudo las madres relatan dolor en sus brazos por no poder sostener a su bebé.
Los padres en proceso de duelo pueden sentir una necesidad imperiosa de huir de los demás, un terror a estar solos o incluso una sensación de peligro injustificada. Si tienen otros hijos, con frecuencia sienten temor por ellos, aunque simultáneamente evitan ocuparse de ellos. A pesar de sentir temor por la vida de sus hijos sobrevivientes, al mismo tiempo se irritan o impacientan con el comportamiento de éstos.
Los padres en proceso de duelo dependen de sus familiares y amigos, pero con frecuencia se molestan por la atención que reciben y llegan incluso a sentirse culpables por sus sentimientos. La situación se complica cuando la comunidad no comprende que han perdido a un niño en forma súbita e inesperada. Los familiares y amigos, en su deseo de ayudar, realizan comentarios desacertados o parecen no comprender.
 Cada padre realiza un proceso de duelo diferente
Las madres realizan un duelo diferente al de los padres. A veces, esta diferencia no es comprendida por otras personas. Por ejemplo, las madres, por lo general, necesitan hablar acerca de lo sucedido, mientras que los padres sobrellevan su dolor en silencio.
Cuando alguno de los padres trabaja fuera del hogar, las distracciones lo ayudan a no pensar todo el tiempo en su tragedia. Por el contrario, quienes realizan sus labores en el hogar, encuentran a cada paso recuerdos desgarradores. Es difícil para los padres pedir ayuda a otras personas, y con frecuencia buscan distraerse mediante el trabajo. Incluso aceptan realizar trabajo extra con el objetivo de evitar “pensar todo el tiempo en lo que sucedió”.
A menudo la muerte de un bebé es la primera situación de pérdida familiar en la vida de los padres. El dolor es tan intenso que los padres luchan por relacionarse con su pareja, sus familiares y sus amigos. Para evitar malos entendidos, es aconsejable que los sentimientos de cada integrante de la familia sean expresados abiertamente, aunque pueda resultar una experiencia dolorosa.

 ¿Otro bebé, quizás?
Quizás desees tener otro bebé poco tiempo después de haber perdido uno. Es natural, ya que necesitas llenar tus brazos y tu corazón. Sin embargo, temes que este nuevo bebé muera como el anterior. Debes meditar acerca de cuánto tiempo deseas esperar y qué es lo mejor para ti. Para algunos padres, pensar acerca de otro bebé brinda cierto alivio en su dolor. Otros padres sienten que si piensan en un futuro bebé están traicionando al bebé que murió. El mejor momento para concebir otro hijo depende de las circunstancias particulares de cada persona. Cada padre debe confiar en sí mismo.
Cuando muere un bebé, muchas personas que rodean a los padres piensan que otro bebé es el mejor modo de superar la pérdida. Si en la pareja existen problemas de fertilidad o si ya perdieron otros bebés, este consejo puede resultar muy cruel. “Superar el dolor” implica aceptar lo ocurrido y convivir con este sentimiento, y se trata de un proceso que lleva tiempo. No se puede acelerar este proceso con la llegada de otro hijo.
Si decides no tener otro bebé y estás segura de haber tomado la decisión adecuada, entonces ten la convicción de que será lo mejor para ti. Pero si decides no tener otro bebé por temor, entonces necesitas asesoramiento profesional. No eres la única persona que ha sentido este tipo de temor.
Si ya estás esperando otro bebé, entonces seguramente te sientes emocionada y al mismo tiempo atemorizada. Es muy difícil tener paciencia. Además, resulta muy injusto esperar tanto algo y atravesar por la misma situación. Es necesario un buen sistema de apoyo, como por ejemplo, hablar con tu médico u otro profesional. También puede ayudar el hecho de conversar con padres que tuvieron otros hijos luego del fallecimiento de un bebé. Busca entre tus familiares a aquellas personas que puedan escucharte en lugar de brindarte consejos no solicitados. Puedes leer una vez más las recomendaciones acerca de la disminución del riesgo de muerte súbita del lactante.
Como si faltara una definición, este niño recibe la denominación de “hijo subsiguiente”. Este niño por cierto que es una persona muy especial para ti y para los demás. El nacimiento de un hijo subsiguiente puede resultar una experiencia emocional abrumadora. Mientras sostienes en tus brazos a esta nueva vida, posiblemente te invaden recuerdos desdichados que se entremezclan con el momento de dicha presente. Este acontecimiento se transforma en una combinación de felicidad y dolor intenso.
El momento más difícil sobreviene cuando el bebé alcanza la edad que tenía el bebé anterior al fallecer. Se trata de un acontecimiento que debe llegar y luego ser superado. Muchos padres relatan que después de esa fecha comienzan a disminuir muchas inquietudes.
No eres la única persona que siente incomodidad y pánico, ya que casi todos los padres que perdieron un bebé se sienten de esa forma. Debes intentar sobrellevar estos sentimientos de la mejor forma posible. Sin embargo, si sientes este tipo de preocupaciones en forma constante, quizás debas consultar a un profesional, o a tu médico.
El término exitoso de tu embarazo y/o el nacimiento de tu nuevo bebé representan esperanza, así como la continuidad de la vida. Tanto la felicidad como la tristeza impregnan nuestros recuerdos y nos manifiestan el verdadero significado de la esperanza. Muchos padres superaron las crisis y el pánico para vivir con felicidad la infancia de su nuevo hijo. Ellos reconocen que no fue sencillo contener sus emociones, pero que su esfuerzo se vio recompensado por uno de los momentos más dichosos de sus vidas.

 Los abuelos
Desde el momento en que te conviertes en padre por primera vez, procuras proteger a tus hijos del dolor y la tristeza. Y con el paso del tiempo, puedes afirmar que has triunfado, ya que has podido solucionar muchos problemas y disminuir el dolor.
Pero de pronto, tu hijo adulto se enfrenta a la situación más terrible que puede sucederle a una persona. Se trata de un dolor mucho más intenso, casi imposible de comprender. O quizás tú sí lo comprendes, porque tú, también, has perdido un bebé.
Te enfrentas a un sinnúmero de emociones: desamparo, frustración, tristeza, culpa, enojo. Sufres un doble dolor. Sufres por tu nieto: todas tus ilusiones y expectativas acaban de derrumbarse, acaba de apagarse la vida de tu descendencia. Te habías preguntado si este niño se parecería a tu familia, qué profesión elegiría, y quizás, incluso, le habías comprado un obsequio de antemano: su primer triciclo o una muñeca especial. Quizás ni siquiera tu propio hijo percibe tu dolor. Sin embargo, tienes todo el derecho del mundo a sentirlo. Con frecuencia se habla de “el duelo ignorado de los abuelos”. Tú tenías un vínculo especial con tu nieto, un vínculo de amor incondicional sin las complicaciones de la responsabilidad paterna.
Al mismo tiempo, sufres un profundo dolor por tu hijo. Te sientes frustrado porque tu hijo sufre intensamente y no puedes hacer nada para evitarlo. Todos los trucos que utilizabas para lograr una sonrisa de tu bebé son inútiles ahora, y las palabras mágicas con las que solucionabas sus problemas perdieron su poder. Sólo puedes sentarte a su lado, ofrecer ayuda y observar el modo en que tu hijo intenta sobrevivir a la tragedia. Con frecuencia los abuelos creen que deberían saber cómo afrontar una situación así, que deberían tener las respuestas, controlar la situación y actuar a modo de ejemplo. Pero cuando todo lo que pueden ofrecer (consejos, ayuda económica, cuidado de los otros nietos, experiencia, apoyo emocional) no es aceptado o incluso es rechazado, los abuelos se sienten culpables, frustrados y enojados.
La muerte de un bebé es una experiencia difícil por su propia naturaleza. El hecho de que ocurre súbitamente y de que no existan respuestas intensifica el dolor. Es muy importante que los abuelos reciban información acerca de la muerte súbita e inesperada de un lactante. Algunos grupos de apoyo para abuelos son AGAST (Alliance of Grandparents, A Support in Tragedy) ( http://www.agast.org/ ) y con Message Loop for Grandparents(http://health.groups.yahoo.com/group/GrandangelsSIDS).

 Los amigos y los familiares
Si alguien a quien aprecias ha perdido un bebé, puedes hacer determinadas cosas para ayudarlo a sobrellevar el proceso de duelo y afrontar la situación. Si los amigos y familiares evitan a la persona en duelo –quizás por no saber cómo actuar o qué decir- estarán aumentando su sensación de dolor y soledad. Te ofrecemos las siguientes sugerencias:

 Qué hacer y qué decir
Comunícate con ellos y manifiéstales tu preocupación y tu deseo concreto de ayudarlos
Escúchalos cuando necesiten hablar, ayúdalos en el cuidado de sus otros hijos o en lo que necesiten. Ofréceles ayuda en acciones concretas como la limpieza del hogar o la preparación de las comidas.
Expresa que lamentas que hayan perdido a su bebé y que sientan tanto dolor.
Permíteles expresar su dolor, así como los sentimientos que ellos deseen compartir.
Acepta su silencio si ellos prefieren no hablar. No los obligues a hablar y déjate guiar por sus deseos.
Aliéntalos a ser pacientes y a no imponerse obligaciones.
Permíteles hablar acerca del bebé.
Presta especial atención a los hermanos del bebé que murió.
Asegúrales que actuaron de la mejor forma posible, que la atención médica fue la adecuada, así como los cuidados que tuvieron durante el embarazo o después de nacer el bebé.
Estimúlalos para que busquen ayuda externa, ya sea de un profesional o de otro padre en duelo.
Recuerda la fecha de cumpleaños del bebé, el aniversario de fallecimiento, el Día de la Madre y el Día del Padre, así como otras fechas especiales. Existen formas de conmemorar la vida del bebé que ayudan a las familias a comprender que su hijo no ha sido olvidado.

Sé paciente con ellos, ya que la recuperación lleva tiempo. No dejes de comunicarte con ellos.

 Qué omitir hacer o decir
No permitas que tu propia sensación de impotencia se interponga en tu acercamiento a la familia en duelo.
No evites a la familia por sentirte incómodo con la situación.
No digas que sabes cómo se sienten (a menos que tú también hayas perdido un bebé). Lo más probable es que ni siquiera imagines su dolor.
No pidas detalles acerca de la muerte del bebé. Si ellos te ofrecen información, escúchalos y compréndelos.
No los aconsejes acerca del modo en que deberían sentirse. No intentes imponer tus creencias religiosas.
No cambies de tema cuando te hablen acerca del bebé.
No emitas expresiones del tipo: “Al menos tienen otros hijos”, o “En el futuro podrán tener más hijos”.
No culpes a nadie por la muerte del bebé. Ni siquiera menciones la posibilidad de que en el hogar, o en la institución donde cuidaban al niño, o en la sala de emergencia u hospital actuaron en forma inadecuada.
No intentes extraer aspectos positivos de la muerte del bebé. Evita frases armadas y respuestas vacías.
No evites mencionar al bebé por su nombre por temor a entristecerlos.

No emitas expresiones del tipo: “Ahora deberías sentirte mejor”, u otra frase que juzgue sus sentimientos. No digas que sabes en cuánto tiempo concluirá su duelo.

 El duelo de los niños
Los niños sufren un gran impacto cuando fallece un hermano bebé. Los niños pequeños, que aún no comprenden explicaciones, sólo necesitan el afecto y la contención de sus padres. Pueden sentir un gran temor difícil de expresar (“¿Habré causado de alguna forma la muerte del bebé?”; “¿Morirán mamá y papá también?”, “¿Soy aún un hermano?”, “¿Quién cuidará de mí ahora?”). Intentan llamar la atención y estar más apegados a sus padres. Lo más importante para ellos es saber que los aman y que están a salvo.
Los hermanos y las hermanas mayores viven un proceso de duelo diferente, de acuerdo con su edad y con sus experiencias pasadas. A veces sienten culpa porque piensan que pudieron haber causado de alguna forma la muerte del bebé. A veces se muestran muy tristes y a veces indiferentes.
Los niños deben recibir toda la información que puedan comprender de acuerdo con su edad. Una persona mayor de la familia puede expresar sus sentimientos y lo que piensa en forma abierta. Esta actitud permitirá a los niños expresarse y preguntar acerca de la muerte. No se aconsejan expresiones del tipo: “El bebé se marchó”, o “El bebé ahora duerme en paz”. Es muy importante explicar a los niños que este tipo de muerte sólo sucede a los bebés pequeños.
Muchos jóvenes se transforman en verdaderos pilares de fortaleza para la familia. Escriben poesías y exhiben una fe simple e inquebrantable acerca de la vida y la muerte. Por el contrario, otros niños, debido a su edad o a sus características emocionales, sienten una inseguridad enorme luego de la muerte de un hermano. Este sentimiento de inseguridad suele exteriorizarse como pesadillas, incontinencia durante el sueño, dificultades en la escuela y otros trastornos. Estos inconvenientes deben conversarse con el pediatra del niño. Otros padres que ya vivieron estas etapas del proceso de duelo pueden ofrecer consejos prácticos.
El diálogo acerca de lo sucedido debe mantenerse siempre abierto, ya que los niños, con el paso del tiempo, comienzan a comprender diferentes aspectos a medida que crecen. Necesitarán información más completa con el paso del tiempo.

About these ads

Responses

  1. UN MES SIN MI HIJO. Hola gente. El domingo se cumplió un mes sin mi Bauti. Lo amo cada día más, tanto como lo extraño. Pero el domingo no me permití llorar durante el día, delante de mi marido y de mi hija. Me fui con mi esposo a limpiar un patio que estaba con el pasto alto y mucha maleza. Además había que sacar unas cajas con cosas guardadas y limpiarlas, así que me dediqué a eso. Luego volvimos a casa y nos pusimos a cortar el césped de la vereda y limpiar la basura que habían dejado los albañiles en el frente de nuestra casa. No me detuve un minuto. Ya de noche, entré a casa, me dí una buena ducha y no podía moverme. Quedé agotada, hice esfuerzo físico que no hubiera debido por el poco tiempo de la cesárea. Pero cuando apoyé la cabeza en la almohada, lloré hasta quedarme dormida. Sólo que la actividad primero y el agotamiento después, hicieron que no me pasara horas llorando. Ahora sigo dolorida físicamente, y estoy muy triste. No por no haberlo recordado, porque estuvo en mi pensamiento todo el día (como ocurre todos los días, por otra parte). Pero una tristeza nueva me ha invadido, ya llevo dos días en pijamas, no me he vestido, y tengo cada vez más bronca contra el mundo. No quiero estar deprimida, por mi otra hija. Pero ayer ya recurrió al padre y no a mí para ir a comprarse accesorios para el pelo y esmalte de uñas. Pobre hija, soy un desastre como madre. Al menos la ayudé con su lección de Historia. Bueno, eso quería contarles. La ausencia de Bautista me duele inmensamente. Sigo cayendo en la trampa de pensar que estoy mejor y vuelvo a caer. NADA me ilusiona. Mi esposo quiere emprender algo nuevo y me pregunta si pensé en algo. Obviamente no. No puedo pensar en cosas materiales, actividades, negocios. En realidad no puedo pensar en nada. También quiere cambiar el auto y me pregunta si me gusta tal o cual modelo. Parecerá un detalle tonto, pero antes me gustaban mucho los autos y siempre estaba al tanto de nuevos modelos, precios, etc. Ahora no hay nada que me interese menos que cambiar el auto. Por mí podríamos quedarnos con el que tenemos hasta que se caiga de a pedazos. Saludos para todas.

    Te gusta esto

  2. mi amor… te extrano tanto mi nino, mí nino hermoso!!! kisiera poder verte una vez mas…me arrepiento tanto por haberte soltado.. debi mantenerte en mis brasos todo el tiempo , no soltarte nunca… perdoname por haberme sentido cansada, por no haberte dormido en mis brazos todas y cada una de las noches k me fuiste prestado , me duele cada momento k teniendote pose mi vista en una pantalla o un libro, aun cuando lo compartiera contigo y para ti…k no daria… por poder ver el brillo de tus ojos hermosos… pero pense k tendriamos tantas noches mas…. siempre sobreviviste a todo…ganaste todas tus batallas..todo estaba tan bien…no me di cuenta k te despedias,por eso estabas contento, por k sabiass k el momento habia llegado y k volverias a casa.. pero no lo entendi…te amo mi vida…ojala k tu si hayas sabido cuanto te amo…te amo te amo…es dificil mantenerme de pie hoy k no puedo sostenerme, de tus pekenas manos… se k no es esto lo k kieres de mi… pero hoy… solo por hoy dejame llorar tu ausencia……..

    Te gusta esto

  3. hola compañeras ahora que regrese a trabajar dejenme decirles que trabajo en un centro comercial y a cada rato pasan junto a mi mujeres con sus bebés sobre todo niños y me imagino a mi Carlitos como estaría el dia de hoy veo que algunas los regañan o los jalan y me pregunto si no me hubiera pasado esto seria yo como ellas? Trataría mal a mi hijo? Como lo perdí siento que ahora valoro más algunas cosas porque ahora todo lo material ya no me importa si se me rompe algo o mis otros hijos rompen algo ya no me importa, antes yo siempre deseaba tener mi pelo largo lo cuidaba y ahora ya ni eso me importa con decirles que un dia agarre las tijeras y me corte un trozo de pelo y vi que ya no me importaba nada no senti nada, solo estoy esperando el dia de reencontrarme con mi bebé claro cuando Dios lo decida ahora debo de seguir aqui y tratar de estar lo mejor posible para los que me quedan aún me he sentido triste estos dias cada noche recuerdo lo que me paso despierto en las madrugadas y vuelvo a revivir esas escenas de dolor de pensar si mi Carlitos si me escucho cuando lo fui a ver el porque no grite ahi que me dejaran verlo

    Te gusta esto

    • Hola Cristina. Seguramente verás embarazadas y niños todo el tiempo, es algo duro de afrontar. Yo siento un nudo en la garganta cada vez que veo esas escenas familiares por la calle o publicidades en televisión, porque parece que sólo se vendieran productos para bebés. Incluso he notado que mi marido cambia de canal cuando tocan temas de embarazo, bebés, etc, porque debe suponer que me hace mal. En cuanto a cómo tratarías a tu hijo, no tengas dudas de que lo tratarías muy bien. Yo jamás he jalado a mi hija de pequeña en un centro comercial, por más que armara berrinches, siempre se han admirado de lo paciente que fui como mamá de mi hija pequeña y también lo hubiera sido con mi Bautista, porque hasta eso tenía pensado, disfrutarlo al máximo sin darle importancia a las pequeñeces. Y no pudo ser. Hoy ví cómo una madre llevaba a su hijo en el auto, asomando por el techo corredizo, sin estar sujeto a nada. Un peligro total para un niño de unos dos años. Y le dije a mi marido: cómo se nota que le sale todo fácil en la vida, que expone a su hijo así. Yo jamás habría llevado a mi hijo suelto en el auto. Pero bueno, es esta la realidad que me/nos toca. Un beso grande.

      Te gusta esto

  4. es muy duro perder un bebe hace ya un mes mi pequeño se me fue loamaba y lo amo me pregunto todos los dias dios por que a mi que hize acaso no era merecedora de tenerlo con migo de tener su amor por que me lo dejaste tener 9meses y 4 dias para quitarmelo son tantas preguntas pero ninguna respuesta era mi segundo bebe yel primero de mi esposo me hize operar por que solo queria dos hijos quizas dios me castigo po eso le pido todos los dias que me perdone por haberlo juzgado y aberlo odiado pero es un dolor muy grande ojala algun dia nos de la alegria de tener otro bebe.no hay dia que no lo piense y trato de no llorar cuando mi otro niño be aun bebe y me dice mama mira como es como mi hemanito y les dice alos amiguitos mi hermanito esta en el cielo se me hace un nudo en la garganta y me aguanto para que el no me bea asi tan mal le pido adios mucha fuerza y valor

    Te gusta esto

  5. acabo de perder a mi bebe nacio muerto ya tenia ocho meses
    toda la familia lo esperaba con mucha ilusion fué un golpe muy duro para todos ahora como aprendo a vivir sin angel gabriel alguien me puede dar un consejo

    Te gusta esto

    • hola ely
      se como te sientes enojada triste muchos sentimientos encontrados a lo mejor al momento de saberlo lloras pero despues t das cuenta q no es un sueño es una pesadilla al q kisieras despertar sabes yo te entiendo es muy dificil vivir asi pero con el amor de tu familia no digo k lo superaras o ya no lloraras xq esto es muy dificil hace ya casi 4 meses k mi bebe murio y como tu el dia k iba a nacer todos esperaban verlo y esa ilusion se acabo cuando mi niño fallecio le dio un paro cardiaco para mi es muy dificl levantarme todos los dias sonreir y pensar k todo esta bien pero el corazon se siente vacio sientes k la vida se acabo sabes segun yo ya se habian acabado mis lagrimas k mentira las lagrimas nunca terminan lo unico q te hace seguir adelante es la fuerza de voluntad y tu familia y el amor de tu pareja ayer presisamente sali al super con mi esposo todo era normal al parecer pero cuando pase en la seccion de bebes mi corazon empezo a latir tan fuerte mi mente regresaron recuerdos tras recuerdos y tuve k tragarme mi dolor keria llorar salir corriendo y para agrandar mi doloe veo a miles d mujeres embarazadas y bebes y m rompe el corazon el saber q yo no lo tngo, animo no kiero decirte k con sto lo superaras solo tenemos q aprender a vivir con el dolor.

      un fuerte abrazo

      te extraño mucho mi bb mi angelito mi lindo pocoyo

      Te gusta esto

      • Brenda a mi me pasa igual en el centro comercial que trabajo veo la seccion de bebés y recuerdo el día que me pagaron un dinero fui a comprarle a mi bebé sus mamilas, ropito preciosa, su bata de baño, sus toallas pañales me hubieras visto con que emocion agarraba cosas de aqui de allá todo era felicidad y ahora todo eso guardado en bolsas negras en el closet.

        Te gusta esto

    • Ely se lo doloroso que es esto para ti pero llegaste al sitio adecuado yo nunca habia agarrado una computadora pero el diá que la agarre estuve buscando ayuda y encontre esta pagina y me ayudo mucho por que aqui al igual que tú todas pasamos por lo mismo perdimos algo muy valioso y amado que eran nuestros hijos, llora si eso te hace sentir bien porque se vale llorar a veces vas a estar triste otras veces te levantaras y sonreiras no igual que ayer pero la vida tiene cosas hermosas aún y otras personas a quien tambien amamos eso si,por siempre vas a llevar a tú bebé en el corazon cuidate y te mando un fuerte abrazo

      Te gusta esto

    • Hola Ely. También yo perdí a mi bebé, cuando tenía siete meses y medio de gestación. Sólo faltaban veinte días para que me hicieran cesárea y murió por una circular de cordón. Al igual que vos, toda la familia lo esperaba con los brazos abiertos y fue un golpe enorme, que obviamente, la que más lo sufre soy yo, la madre. Así que entiendo lo que estás pasando, lamentablemente, porque hubiera querido no saber nunca lo que es esta experiencia horrible de dolor infinito. Consejos no puedo darte, ya que hace sólo veintiséis días que me ocurrió esto. Sólo puedo llorar y llorar. Extrañar a mi hijo tanto que me duele el alma y el cuerpo. Pensar en él aún cuando hay algo que me hace sonreír. Soñar con lo que pasó. Mirar hacia su cuarto y verlo vacío y volver a morir de pena una vez más. Dicen que el tiempo cura todo. Dudo que sea capaz con esta herida. Pero cada uno tiene sus salidas: Iglesia, psicólogos, lecturas, llantos, charlas. Porque hay que seguir viviendo. Cómo? No lo sé. No tengo la receta mágica. Sólo sé que no podré embarazarme otra vez, y que tengo una hija adolescente que me necesita. Si te hace bien escribime, por ahí te ayuda participar en estas charlas. Un abrazo.

      Te gusta esto

  6. hola sil que inportante es tener amigos con quien conpartir el dolor los amigos nuestros se alejaron disen que hay veses que pasa eso los vemos pero ni tocan el tema y mi me afecto mucho un abraso que dios te vendiga

    Te gusta esto

  7. Hoy hacen exactamente 2 meses que se murió mi hija, Aurelia, y la verdad es que la pasé mal. Muy triste, muy angustiada. Todas las noches le pido a Dios que me haga soñar con ella y anoche me lo concedió: soñé que me decían que estaba muy grave, que moriría… ella estaba en coma, la levanté en brazos, despertó y me miró… estaba toda vestidita de blanco, parecía un angelito… Lo tomé como una señal de que está bien, a mi lado.
    Hoy lloré mucho, le llevamos flores con mi marido y nuestro hijito, Alejo, al jardín de paz y después fuimos a tomar mates con unos amigos del alma a los que queremos mucho y con los que podemos hablar sin tapujos de nuestro terrible dolor y llorar juntos.
    Quiero que sepan que este lugar para mí es muy importante porque todos los que aquí participan pueden entender por lo que estoy pasando. Esto es un calvario… Besos…

    Te gusta esto

    • Sil que bueno que soñaste con tú hija verdad que eso nos trae una gran paz? Se siente tan bien soñar con ellos

      Te gusta esto

    • “Esto es un calvario”. Nunca mejor definido. Lamentablemente tenemos que conocernos en este sitio de reunión de madres que sufren. Todas querríamos ignorar que existe este lugar de encuentro. Todas quisiéramos ignorar lo que es este dolor infinito. Pero hoy Sil, con todo tu dolor a cuestas, lo has definido a la perfección. Un calvario. Ni más, ni menos. Qué decirte? En mi caso falta poco para que se cumpla un mes de la muerte de mi hijo, mi adorado Bautista. Aún no pude ir al cementerio. No he tenido el valor, porque cuando lo llevaron yo estaba internada. No sé cómo reaccionaré ese día. Imagino que mal, obviamente. Tengo mucha bronca y mucho dolor. Te mando un fuerte abrazo a la distancia, que es lo único que puedo hacer por vos desde este lugar.

      Te gusta esto

  8. ESCRIBIR PARA MI ES UNA TERAPIA LEEO TODOS LOS DIAS JUAN ME MANDA ASER ESTO QUE DIOS LAS VENDIGAAAAAAAAA

    Te gusta esto

  9. QUE LINDO ANDREA VERTE ABLAR ASI ALAS MAMIS SI QUE HAY QUE RECORDARLOS CON AMOR SI ALA VIDA A PESAR DE TODO QUE DIOS TE VENDIGA AMOR

    Te gusta esto

  10. EL DIA MÁS FELIZ DE MI VIDA. Habitualmente se le pregunta a la gente cuál fue el día más feliz de su vida. Y si es una mujer la que debe responder, muy probablemente dirá que el día que nació su hijo o los días en los que nacieron sus hijos, si tiene más de uno. Para mí esto también es así. NADA se compara al momento en que una mamá mira por primera vez a su hijo recién nacido. La vida me dio esa dicha hace dieciséis años, cuando nació mi adorada hija. Y la vida me iba a regalar el segundo día feliz JUSTAMENTE EN EL DÍA DE HOY. Hoy hubiera nacido mi Bautista, mi hermoso hijo. Las que leen estas páginas frecuentemente sabrán que Bauti se me murió en la panza, hace veintiún días, justo tres semanas antes de nacer, fuerte, sano, hermoso como era y perfecto como estaba según todos los estudios médicos realizados. Se murió en mi panza, por una triple circular de cordón, sin que yo pueda hacer NADA. HOY me hubiera levantado nerviosa, seguramente, me hubiera duchado, me hubiera vestido, habría repasado mil veces que estuviera todo en el bolso para el bebé y todas mis cosas, hubiera dado las indicaciones precisas para que alguien fuera a retirar a mi hija del colegio con la noticia de que había nacido su hermano, y le hubiera dicho a mi marido que lo amo, mientras me llevaban en la camilla al quirófano. HOY HABRÍA LLORADO. Sí, habría llorado, pero DE ALEGRÍA INFINITA. Alguien dispuso que no fuera así, alguien me dio un regalo maravilloso, la ilusión más bonita, y cuando todo estaba listo para que se hiciera realidad, me lo quitó de las manos, sin que pudiera siquiera acariciar ese sueño, acariciar a mi hijo. QUÉ CRUELDAD MÁS GRANDE, POR FAVOR! HOY LLORO TAMBIÉN. HOY LLORO SÍ. Pero DE TRISTEZA ABSOLUTA. Hoy lloro las lágrimas más copiosas y más amargas que derramé en toda mi vida. Que no me hablen de Dios y sus milagros, de Dios y sus enseñanzas, porque NADA de eso cabe en mi cabeza. Me sé buena persona. No iba a la Iglesia con asiduidad, es cierto, pero rezaba y agradecía y pedía, y suplicaba, y tenía a Dios y a la Virgen conmigo todo el tiempo. Me indignaba la gente que salía de Misa y en la misma vereda de la Iglesia se ponía a criticar a los demás. Me indignaban los falsos valores humanitarios de muchas personas “terriblemente creyentes”, que dedicaban o no su tolerancia, buenos tratos o consideración, según el destinatario fuera blanco, negro, judío, homosexual o hasta de otro partido político. Humildemente, siempre me conmovió el sufrimiento humano, sin importarme quién lo padeciera. Por eso digo que me sé buena persona, siempre me ocupé de mi familia, mi comida, mis finanzas, nunca estafé a nadie, ni usé a las personas, ni abusé de su generosidad; es más, me cuesta mucho pedir algo, siempre trato de arreglarme como puedo. Obviamente no entiendo porqué a la buena gente nos pasa esto. Por eso ya no creo. Porque ensañarse con una madre (me refiero a todas las que escribimos aquí) no es tarea de un Dios bueno. Darle tanto dolor gratuitamente a una mamá, que es el ser más noble y sufrido de la Tierra, es muy ingrato. Como saben quienes me han leído, ya no podré tener más hijos en mi panza. Mi único sueño era darle un hermano a mi hija, para que tuviera una compañía en este mundo. NO FUE. NO PUDO SER. HOY ERA EL DÍA.
    Bauti te amo, anoche dormí abrazada a tu pantaloncito de jean, ése que nunca estrenaste y que sé que te hubiera quedado tan lindo. HIJO TE AMO. Vos elegiste a esta familia para venir al mundo y no pudimos conocerte. PERDON. TE AMAMOS LOS TRES. INFINITAMENTE.

    Te gusta esto

    • te dejo mi correo majo espero me agreges para poder platicar un momento y star contigo en tu pena q es la misma q yo tengo, nadie entiende lo q sentimos y no te hablare de dios ni de nada , xq como tu tambien renege muchas veces sabes xq? xq como tu siempre eh detesto la hipocrecia los chismes un ahorro k yo tenia mi vecina me lo robo despues mi hijo se muere y ellos se burlan de mi dolor pero ese dios no los castiga por eso no entiendo porq nos hace esto yo tambien no soy muy apegada a la iglesia pero cuando sali embarazada si crei en ese dios k todos hablan.

      te djeo mi correo baby175@hotmail.com porfavor agregame si?

      Te gusta esto

      • Hola Brenda, iba a decir “gracias por estar” como digo en cada comentario, pero ya me ha dicho una amiga que deje de dar las gracias por todo continuamente. Realmente en este sitio siento que hay muchas mamás que pasan o han pasado lo mismo que yo y me entienden. Te cuento que no uso msn, pero ya agendo tu correo y te escribo un email en cualquier momento. Un abrazo.

        Te gusta esto

        • hola majo
          a mi no tienes q agradecerme nada y si te escribo es xq se como te sientes y como nos sentimos cada dia de nuestra vida, a veces kisieramos pensar q todo fue una pesadilla y despertaremos y ahi estara ese bebe q tanto deseamos pero desafortunadamente asi no es y tambien mi bebe era un niño mi esposo lo deseaba con toda su alma le habia comprado sus cuentos k deseba leerle cuando el hubiera nacido y vez llego ese dia pero mi bebe nunca abrio los ojos ni puedo llorar como los demas bebes asi q te imaginaras el dolor q llevamos dentro nunca llegara el dia k me resigne a saber q lo perdi solo se q un dia me dare cuenta k mi niño solo vive en mis pensamientos en mi corazon en mis recuerdos y q nunca estara fisicamente conmigo pero sabes vive aki en mi corazon y kiero recordarlo con alegria no con tristeza dijo en un comentario una mamita k nuestros bebes viven cuando los recordamos y hablamos de ellos y vuelven a morir cuando le volvemos a llorar, no con esto kiero decir q no le lloro k no lo extraño k no me hace falta el calor de sus cuerpecito su llanto su risa sus gestos sus movimientos xq lo extraño y no pasa un dia q no lo recuerde y q derrame lagrimas por el xq como tu hay dias k siento k terminare volviendome loca asi k un fuerte abrazo majo y espero sigamos en contacto cuidate mucho y fuerte abrazo

          Te gusta esto

          • Hola brenda;lei tu mensaje y tienes razon debemos de tratar de seguir adelante por nosotras y por los que nos quieren,pero nunca olvidando a nuestros bebes,tratar de recordarlos con alegria que sea mas fuerte todo ese tiempo que vivieron en nuestro vientre,y que llano recordemos ese dia que los perdimos,cuando me siento mejor busco en you tube una cancion que me gusta mucho se llama timbres postales al cielo,se la pongo a mi bebe para que si es que la escucha sepa que lo quiero y trato de seguir adelante con su recuerdo a mi lado,es la unica cancion que escucho porque desde que mi bebe murio no me dan ganas de escuchar musica,cuantas dejamos de hacer lo que tanto nos gustaba tal vez mas adelante lo volvamos a hacer, paso a pasito amigas.

            Te gusta esto

    • Hola Majo
      Entiendo tú dolor y enojo, ya que así como tú yo tuve un embarazo que no llegó a su termino y si, en esa ocación sentí coraje porque no pude darle a mi hija la oportunidad de convivir con un hermano sano, y……….ahora pues ya ni a mi hija la tengo aquí físicamente, me ha costado seguir caminando, pero en un principio todavía fue peor porque estaba muy resentida y enojada y como tú, decía pues no que Dios es Amor? y más porque según yo veía que a alguna gente que me dañó no le pasa nada, cuando ya tenía 6 meses que mi hija falleció a mi me sugirieron que leyera el libro Cuando las cosas Malas le Pasan a la Gente Buena, de Harold S. Kushner y la verdad me dió mucha luz y paz, y fue que empecé a ver la vida y a al Dios que yo concibo(no el que me enseñaron en mi religión) de diferente manera y además quise verlo así porque es lo que mas me hace sentir en paz y ya no andar cargando emociones que no me permitian caminar y dar Amor y mas que nada porque no estoy completamente sola, hay gente que me necesita como es mi esposo, mi madre, mis hermanos y sobrinos.
      Majo en ningún momento quiero cambiar tu manera de sentir, ni trato de persuadirte de que creas en Dios, ni trato de hablarte de él, simplemente quiero compartirte mi experiencia en este camino que nos ha tocado vivir, y te lo comparto porque va a ver gente que quizás te jusguen como lo hicieron conmigo cuando expresaba el enojo que sentía hacia Dios,(pero que ya no hago caso porque se que no saben lo que es este dolor) estás en tu derecho de tener ese enojo, haces muy bien en expresarlo, porque eso lo ayuda a uno, y con el tiempo puede ser que veas diferente las cosas, pero puede ser que no, la decisión va ser tuya y aún entonces vas estar en tu derecho.
      Majo un abrazo y deseo de corazón que cada día que pase vayas encontrando la paz y vayas teniendo fortaleza.

      Te gusta esto

      • Hola Eufrosina, he leído muy atentamente tu comentario, como lo hago con todos porque me hacen sentir bien, dentro de la pena que se lleva en el alma. Voy a tratar de conseguir el libro que me sugerís. Ayer encontré unos párrafos extraídos de ese libro en internet, y me pareció interesante, o al menos me dieron ganas de seguir leyendo. Quedate tranquila que no pienso que nadie aquí quiera hacer cambiar la forma de pensar a otros, sé que todo es con buenas intenciones, por eso visito este sitio, porque es un lugar de comprensión, de las únicas personas que realmente pueden comprender: las que pasaron por lo mismo. Seguramente habrá quien me esté juzgando por mi postura en este momento, o quien piense que ya se me va a pasar. No lo sé. Tendré que experimentarlo sola, como experimento este dolor profundo, lamentablemente. Un abrazo y gracias por tus deseos de paz y fortaleza.

        Te gusta esto

    • Majo esta bien que saques todo lo que sientes, tú sabes que todas nosotras pasamos por lo mismo;pero tambien cada una decide como seguir adelante. Yo tambien me considero buena persona y al igual que tú veo como a gente que se porta mal no le pasa nada malo pero la vida es así y hay que aceptarlo no podemos hacer nada para cambiarlo lo que debe ser será y si a nosotras nos tocaba este dolor ni modo, sabes yo nunca habia sentido envidia de nada o por nadie pero el día que estaba en el hospital me daba envidia ver a las otras mamás con sus bebés y yo ni siquiera lo había conocido es una de las experiencias más horribles pero aún asi no le reproche nada a Dios por que se que no fue su culpa, fue culpa de las doctoras que me dejaron pasar el parto y al igual que tú me quede con ganas de otro bebé que aunque no sustituyen al bebé que perdimos quería volver a sentir en mis brazos a otro lindo bebé pero ya no puede ser saludos para ti y para tú familia te mando un fuerte abrazo cuidate bye.

      Te gusta esto

      • Cristina, me pasa lo mismo al ver a las embarazadas y a los niños. Más aún si son varones, porque yo esperaba un varón. Es un sentimiento horrible, nunca antes experimentado, pero inevitable. Entiendo que no reproches a Dios y me parece perfecto, así tenés en quien seguir confiando y apoyándote. Tal vez sea porque encontraste culpas en seres humanos, pero yo ni siquiera eso. No puedo culpar a nadie, se hizo todo y más. Por eso mi bronca, porque es inexplicable y entonces vuelve la pregunta “por qué pasó?”, “quién decidió que así fuera?”. Te mando un abrazo.

        Te gusta esto

        • hola MAJO;soy ANDREA mami de andrea y david mi bebe murio 2 horas despues de nacer,te cuento mi historia mi hija tiene 7 anos en todo ese tiempo nunca me cuide y no salia embarazada decidimos mi esposo y yo ir al doctor estube entratamiento hasta que sali embarazada,solo e tenido 4 dias mas felices en mi vida cuando supe que estaba embarazada y el nacimiento de mis hijos,mi bebe murio porque la placenta nose pego bien al utero tube un embarazo de alto riesgo,pero me cuidaba mucho cuando cumpli casi 6 meses me puse mal mi esposo me llevo al doctor me dijo que la placenta se habia despegado un poco y que tenia que nacer pero no sobreviviria lo dejarian conmigo hasta que muriera,yo me opuse le dije que no si mi bebe moriria no seria de esa forma el doctor me dijo que habia otra forma que me que dara en el hospital hasta que tubiera el peso adecuado y sus pulmones estuvieran maduros,estuvimos 3 semanas fueron las semanas mas dificiles de mi vida,todas las personas que conociamos nos dejaron solos no habia quien cuidara a mi hija mi esposo tenia que ir a trabajar,nuestras familias viven muy lejos de donde vivimos nosotros,mi hija estubo todo el tiempo conmigo el director del hospital supo que yo no tenia visitas mas que la de mi esposo que dejo que mi nina se quedeara conmigotodo iva bien hasta el 26 de julio la placenta se despego completamente me hicieron cesarea y nacio mi bebe david solo 2 horas vivio sus pulmones no maduraron murio de un paro cardiaco,murio en mis brazos me senti tan impotente por no poder ayudarlo,este mes y medio solo ellorado y preguntandome porque,ayer mi hija se pinto su cara como payaso yo alverla me rei ella se rio conmigo y me dijo sabes porque dios medio la vida,yo le dije que no ,y ella me contesto para hacerte reir cuando tu estes triste,mamita llano estes triste te necesito,es muy dificil para mi salir adelante pero se que tengo una responsabilidad muy grande que es la felicidad de mi hija y de mi esposo tratare de salir adelante junto con el recuerdo de mi bebe por ellos porque me quieren y me necesitan y tambien por mi porque yo no quiero estar haci ,sabes MAJO que si es cierto eso que dicen que lo que no te mata te hace mas fuerte,te mando un abrazo muy fuerte amiga cuidate y escribe que si sirve como terapia besos.

          Te gusta esto

          • hola andrea:
            sabes m da gusto q m escribas y bueno yo ahora eh tratado de seguir adelante sigo llorando y no m importa hacerlo asi me pase hasta mis ultimos dias de vida lo hare y xq se, q es por alguien k ame y amo con el amor mas sincero mas puro del mundo, yo deseo q tu vuelvas a seguir viviendo como yo lo hago cada dia no con esto kiero decir k salto de la alegria k soy completamente feliz xq claro asi jamas volvera a ser, pero sabes ahora k no stoy con mi familia ellos m escriben o me hablan y me dicen k le eche gana por ellos y me motivan a estarlo amigas k muchas veces no recibi en casa me dijeron k mi angelito esta mejor xq es feliz y q deberia reir para q el riera y q el cielo no staba lejos q el me escogio como su mami para q lo recordara toda mi vida y sabes no se ekivoco se k habra momentos k sentire volverme loca, q llorare tanto q habra dias k se acabran mis lagrimas y cuando haya pensado k se acabaron algun recuerdo regresara y volvere a llorar sto amiga no se acaba este dolor perdurara siempre pero sabes kiero volver a vivir no como antes ahora mejor y todo en memoria de mi niño q sepa q escogio la mama mas fuerte del mundo k siempre pensara en el pero con una gran sonrisa de haberlo concebido y de haberlo amado tanto y amarlo siempre xq vive en mi corazon en mis recuerdos asi k espero k tu encuentres esa paz k buscas y k suertuda eres como eh leido tienes una niña k te necesita un esposo k te ama y piden a gritos aunq no te lo digan constantemente k te necesitan y yo se q tu los necesitas a ellos asi k animo diras kien m lo dice una k sta en las mismas pero aunq se k habra dias k me sienta morir x seguir viviendo le hablare a mi hijo como lo hago y dire q es x el xq tiene una mama bien chingona xq se k algun dia estare con el y ese dia lo espero con ancias xq solo vivimos una vez.

            animo amiga y te digo amiga xq sentimos el mismo dolor t dejo mi correo x si kieres agregarme baby175@hotmail.com escribeme sale un fuerte abrazo

            Te gusta esto

    • Hola Majo… comparto tu sentir, tengo una hija de 14,y hace 2 meses perdi a mi amado Saelthiel,despues de pasar su corta vida hospitalizado… tengo solo un hermano. y entiendo tu concepto de darle a tu hija un compañero de vida… ya k sea cual sea la circunstancia mi hermano es uno de los pilares de mi vida…y con nuestros hijos tambien perdemoss las espectativas los sueños k creamos a oartir de ellos.. proyectos de vida… entiendo tu enojo,y creo k es sano k lo sakes de ti,pero escucha las palabras de EUFROSINA… mi eposo ve la cosas mas como tu… el es una exelente persona, k no daña a nadie, y k por elcontrario,lo conosco dede k tenemos 11años y toda su vida ha tratado de hacer iempre lo k e correcto… aunk no neceariamente eso convenga a sus necesidade o intereses…. se encuentra muy enojado, pidio tanto por su vida, ofreciendolo todo a cambio… el y yo lo vivimos todo diferente… creo k el dolor nunca e va a ir de mi, asi como el inmenso amor por mi hijo,pero la desicion de como vamos a continuar nuestra vida es individual y es optativa,no crfeo k debas apresurar las cosas, todo deve tener su sano tiempo,pero…aun cuando fue poco el tiempo k tu pekeño estubo aki, pudiste sentirlo,amarlo.. y el a ti… al paso del tiempo en vez de preguntarnos por k, a lo k no obtendremos kiza respuesta, preguntemonos mejor “para que?” y digo alpaso del tiempo, por k se k siente el alma detrozada como la siento yo….pero si la sientes es por k aun esta ahi….te mando un abrazo muy fuerte
      rosangelica37@hotmail.com

      Te gusta esto

      • Hola Angélica. Qué desafortunada coincidencia nos reúne en este sitio. Tanto mejor hubiera sido que nunca supieras de mí, ni yo de vos, verdad? Sé que sigo con estos planteos sin respuesta, con los “hubiera sido…”, pero no puedo evitarlo. Sabés…, mi marido es parecido al tuyo también. Una vez alguien me pidió que lo definiera y yo dije que mi marido es la persona más buena del mundo. Porque es realmente así. Yo me considero buena, pero lo veo a él como un ser muy puro, muy sano, y tiene mucho de niño en su interior, por eso anhelaba tanto verlo jugar con su hijo, porque él lo hubiera disfrutado de verdad, no como otros padres que padecen a sus hijos, y continuamente les están pidiendo que salgan de su alrededor. Yo tengo dos hermanas, que son las que están siempre que las necesito, por eso quería un hermano para mi adorada hija. Más escribo, y más dolor siento al comprobar una y otra vez que no pudo ser, que mis brazos están vacíos y que mi casa está gris sin el color de los juguetes. Tus palabras son muy sabias, y yo he pensado en torno a esto del alma. Un abrazo.

        Te gusta esto

    • nunca escribi en un foro nunca se me daba, pero leo tu historia y es tal cual la mia.
      ve ha cumplirse un mes que mi bebe se me fue, era un embarazo perfecto super cuidado y derepente sin previo aviso todo se complico en un segundo cambio de alegtia a la tristeza mas profunda, nueve meses de embarazo y nunca la pude tener en mis brazos, se me desprendio la placenta y aunque llegue enseguida al hospital en segundos me operaron no se pudo hacer nada. dicen los medicos que es un caso en un monton que fue impresionante, eso dicen las estadsiticas, el dolor es mio y es el total, justo a mi me toco, es como la loteria.
      si bien estoy acompañada por mis padres, q tambien a su vez perdieron dos bebes, por mi marido la soledad que siento todos los dias es desgarrante, nunca habia extrañado a nadie como ahora,
      todos los dias me levanto solo por amor a mi hija mas grande mi pequeña de cuatro años.
      fuerzas!!!!!!!

      Te gusta esto

      • Hola Eliana, es bueno que hayas podido escribir, yo siento que es una experiencia liberadora. Al menos a mí me es más fácil escribir que hablar. Siempre me ha pasado esto en la vida, aún con los exámenes de la Universidad. En fin, cada uno tiene su vía de desahogo. A otras mamás les hace bien leer libros de autoayuda o ir a la Iglesia, o al psicólogo, o conversar con amigas. En fin… nada puede liberarnos de TODO el dolor, pero al menos puede ser que nos dé ALGO de alivio. Qué pena que nuestras historias coincidan!! Jamás hubiera querido que alguien sobre la Tierra pasara por la misma experiencia que yo. Te aseguro que no se lo desearía ni a mi peor enemigo si lo tuviera. Es tan DEVASTADOR este sufrimiento que no puede explicarse con palabras y menos aún desear que alguien más lo padezca. Pero la vida es así. Y parece que recién me estoy enterando. Ya lo he dicho en este foro, pero no pensé que esto me tocaría a mí. Es de esas cosas que le pasan a los demás. Hace unos días se lo conté a una amiga que apareció en el chat de Facebook. Hace años que no nos vemos porque éramos compañeras de Secundaria, así que me saludó para ver si yo estaba on line y le conté con todo dolor lo que me había pasado. Entonces, sabés lo que me dijo? Que el problema era que un embarazo a esta edad es complicado (tengo cuarenta y tres). Como sugiriendo que hasta era lógico que me hubiera ocurrido. Lo habrá dicho con la mejor intención, pero a mí me dolió mucho porque la muerte de mi hijo nada tuvo que ver con mi edad, todos los estudios estaban perfectos y se murió por circular de cordón. Yo no podré volver a embarazarme. Pero claro, ella tiene seis hijos y una nieta!!! Y yo, con su misma edad, estaba intentando darle EL MEJOR REGALO DEL MUNDO a mi hija: un hermano. Un hermano TAN DESEADO por otra parte, porque mi hija me lo ha pedido desde que supo hablar. Yo sólo sé que nada de lo que me digan me consuela. Sigo viendo gente que ha abortado y luego ha tenido muchos hijos maravillosos como “premio” de la vida. Y sigo sin entender. Ya sé que no hay NADA que entender, que NADIE me va a dar una explicación, pero no puedo evitar pensar en lo INJUSTAS que son las cosas a veces. El agujero que se tiene en el ALMA es lo que nos hace conocer esta forma de EXTRAÑAR, se extraña desde las entrañas, desde la profundidad del cuerpo y el alma, se extraña con DOLOR. Es desgarrador y puedo entender cada sentimiento que manifestás en tu participación en este foro. Ojalá te haga bien escribir por acá. Siempre habrá quien lea lo tuyo y pueda compartir los sentimientos. Te mando un gran abrazo y toda la energía positiva para que tengas fuerzas para seguir por tu hijita.

        Te gusta esto

    • nunca escribi en un foro nunca se me daba, pero leo tu historia y es tal cual la mia.
      ve ha cumplirse un mes que mi bebe se me fue, era un embarazo perfecto super cuidado y derepente sin previo aviso todo se complico en un segundo cambio de alegtia a la tristeza mas profunda, nueve meses de embarazo y nunca la pude tener en mis brazos, se me desprendio la placenta y aunque llegue enseguida al hospital en segundos me operaron no se pudo hacer nada. dicen los medicos que es un caso en un monton que fue impresionante, eso dicen las estadsiticas, el dolor es mio y es el total, justo a mi me toco, es como la loteria.
      si bien estoy acompañada por mis padres, q tambien a su vez perdieron dos bebes, por mi marido la soledad que siento todos los dias es desgarrante, nunca habia extrañado a nadie como ahora,
      todos los dias me levanto solo por amor a mi hija mas grande mi pequeña de cuatro años.
      fuerzas!!!!!!!

      Te gusta esto


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 3.713 seguidores

%d personas les gusta esto: