El poder de las cosas simples


Entrevista a Harold Kushner, traducción Adriana Coca mamá de Luciana.


¿Alguien me recordará cuando me haya ido?

El rabino Harold kushner le brinda claridad e inteligencia a esta vieja pregunta en su nuevo libro “Vivir una vida que importa: cómo resolver el conflicto entre consciencia y éxito” Esta exploración investiga nuestro deseo innato de adquirir grandes cosas, pero sin vender nuestra alma en el camino. Como en el bestseller “ Cuando a la gente buena le pasan cosas malas” , que le dio una mirada personal como rabino enfrentando la enfermedad mortal de su hijo, Kushner nuevamente trabaja con la Biblia, la literatura moderna, la psicología y sus 30 años de experiencia como rabino buscando respuestas. Su conclusión? Son las cosas somples, como las relaciones con amigos y familia y los pequeños actos de bondad, los que nos permiten cambiar vidas en pequeñas pero poderosas formas.

 

¿Qué te llevó a escribir sobre esto?

 

Por mucho tiempo, fui consciente de la necesidad humana de sentirse con significado, de saber que nos toman en serio. Pero al escuchar a la gente, especialmente a los viejos, lamentarse de lo que habían o no habían hecho en sus vidas, me di cuenta que mucha gente no se ama debido a los compromisos morales que han hecho para alcanzar su objetivo. Son como Jacob en la Biblia, que se avergüenza de haber engañado a su padre y hermano para alcanzar preminencia.

 

¿Pero es realmente una elección entre ser importante y ser bueno? ¿Hay alguna manera de reconciliar ambos?

Por supuesto que la hay, y de eso trata mi libro. Se hace redefiniendo lo que significa “importante” y “exitoso”. Si usted ha sido un marido o esposa fiel, un padre amante, un amigo verdadero, ha cambiado el mundo para mejor. A eso me refiero como “el mejor actor en un rol secundario”. Y se hace comprendiendo la diferencia entre ser una buena persona y ser una persona perfecta. Lo primero es posible, lo segundo es irreal.

¿Qué es lo que nos hace buscar significación?

Cuando comprendemos que no viviremos para siempre, sentimos la necesidad de dejar nuestra marca en el mundo, de modo que cuando nos vayamos, la gente sepa que estuvimos. No es la mortalidad lo que nos asusta, es la invisibilidad, el horrible sentimiento de que ni nuestro vivir ni nuestro morir hará una diferencia en el mundo. La religión trata de ayudarnos a conquistar este miedo dándonos buenas obras para realizar y reasegurándonos de que nuestras elecciones realmente importan. No seremos tal vez famosos, pero le importamos a quienes están cerca nuestro y le importamos a Dios.

Este año es el 20avo aniversario de su libro más vendido, “Cuando a la gente buena le pasan cosas malas”. ¿Le sorprende la respuesta a este libro?

Todavía me sorprende 20 años después que tanta gente, cristianos, judíos, y agnósticos, sean consolado por este libro, que se usa en cursos universitarios y se enseña en seminarios cristianos. Sospecho que la gente responde no sólo a mi mensaje sino a mi testimonio: que uno puede pasar por una terrible experiencia y salir de ella con su fe fortalecida.

¿Cómo le gustaría ser recordado?

Por dos cosas: que cuando la gente estaba sufriendo, yo me acercaba con mis escritos como alguien que se preocupaba por ellos y les enseñaba que Dios se preocupaba también. Y que cuando mi hijo estaba gravemente enfermo y dolorido, yo podía hacerlo reír.

 Enlaces relacionados:

Material de Harold Kushner en este Blog.

5 comentarios en “El poder de las cosas simples”

  1. Gracias Abelardo por compartir con todas nosotras esta hermosa poesía que hiciste para tu esposa, realmente nos sentimos identificadas. Yo también busco desesperadamente una luz que me acerque aunque mas no sea por un ratito a mi hijo Leandro que partio hace 7 meses con sus hermosos 26 años (casi 27) y que me ha dejado con el dolor de no tenerlo y el placer de los mejores 26 años de mi vida. Graciela (mamá de Leandro en el cielo y de Vale a mi lado)

    Me gusta

  2. Gracias Abelardo por la hermosa poesía dedicada a tú esposa y el abrazo a todas las mamás,me sentí tan identificada,desde la partida de mi hijo Mariano miro constantemente el cielo cómo queriendo encontrarlo,es una búsqueda sin éxito y siento que mi corazón se desangra diariamente.Cariñosamente,mamá de Mariano

    Me gusta

  3. Madre

    Estar a tu lado en todo, abrazarte en silencio,
    Mirándote a los ojos, decirte con la mirada,
    Estoy a tu lado, acompañándote todos los días,
    En este día comprendo tu pensamiento,
    Sabes que cuentas comigo, y te quiero,

    Se cuanto buscan tus ojos, en la distancia,
    Que quieres ver más allá del infinito,
    Alcanzar con tus manos solo un rayito,
    De ese sol que se apagara aquella tarde,
    Su recuerdo esta dentro de ti y la luz de su alma,

    Madre se de esta tu tristeza, en el brillo de tu mirar,
    Se encierra toda la nostalgia,
    Se que desde un rincón del cielo ella te mira,
    Desparramando sus besos para que lleguen a ti,
    Despertando una sonrisa, calmando tu ansiedad,

    El recuerdo nunca se ira, te acompaña en tu vivir,
    Recorrerá tus caminos, no te abandonara,
    Se que cuesta entender, pero es lo que te quedo,
    Fueron quince años de amor, un regalo de dios,
    Hoy te mira desde su cielo, pidiéndote que seas feliz,

    Abelardo

    Me gusta

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s