El origen de los preámbulos.


 Por Gustavo Berti – en Historia y Fundamentos de Renacer.
Huerta Grande, Córdoba, 4 de octubre de 2003.


“Sucedió que en Capital Federal a una de las primeras reuniones que tuvimos había muchos papás que asistían a alcohólicos Anónimos.
Ese el origen de los preámbulos, de los grupos de bienvenida y de los intergrupos y eso causó muchas dificultades porque el mensaje de Renacer siempre ha sido de un solo grupo.
Cuando un hijo muere, uno anda como un barco a la deriva, recuerden que yo dije esta mañana que para que ese barco no encalle es necesario un faro que marque donde está la costa y ese faro es un papá que ya ha trascendido su dolor, un papá que tenga un rostro sereno, nosotros les llamamos un padre veterano que puede tener veinte años y un padre de 70 años puede ser nuevo.
Es importante que el padre nuevo  vea un faro,  vea que otro papá que ha pasado por lo mismo que él, está bien, porque si no, no tendrá idea de donde está plantado.
Los grupos de bienvenida son originarios de Alcohólicos Anónimos pero Renacer no tiene preámbulos porque es muy difícil preambulizar la vida y la muerte.
¿Cómo vamos a decir que la vida debe ser así, así o así?; en uno de los párrafos de un preámbulo dice: “Para acceder a la espiritualidad.”
¿Cómo vamos a acceder a la espiritualidad, si no es a través de una transformación existencial? Así se deja de lado el hecho de que nos hemos transformado existencialmente, para limitarnos y encadenarnos dentro de una pequeña estructura y una vez que estamos ahí dentro, querer buscar aquello que hemos abandonado para entra ahí dentro.
No cierra de ninguna manera.
Esto dificultó mucho nuestra tarea, al punto que nosotros llevábamos un mensaje y alguien nos decía: “pero el preámbulo dice esto otro” y nosotros replicábamos que Renacer no tiene preámbulos; “cómo que no tiene preámbulos, acá está”, nos decían.
Resultaba que un grupo que había nacido 3 o 4 años después del nuestro, tenía un preámbulo y con eso se cancelaba nuestra tarea de cuatro años y teníamos que empezar a remar de nuevo.”

Anuncios

2 comentarios en “El origen de los preámbulos.”

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s