HACIA LA UNIVERSALIZACIÓN DE RENACER


Alicia y Gustavo con el cartel de nicolas

Por Alicia Schneider y Gustavo Berti.

30 de marzo de 2017


Queridos papás de Renacer,

En los últimos encuentros del año transcurrido, hemos hablado de la necesidad de una nacionalización de Renacer como movimiento cultural portador de un mensaje único.  Debido a  la velocidad con que se dan los cambios sociales en el mundo, hoy la hora reclama ir más allá, elevar la mirada por encima de lo hecho  con esfuerzo  y sacrificio sin dudas  y   contemplar el panorama más amplio, hacia donde Renacer debe apuntar de acuerdo a cómo se van desarrollando los acontecimientos.

A lo largo de este camino de casi tres décadas, Renacer siempre, aún desde sus comienzos,  miró más allá de lo inmediato, tratando de llegar al mayor número de personas posibles donde fuese que estas se encontrasen en su momento de sufrimiento abriéndose generosamente a todos y a todo. Porque era necesario.

Para ello hubo siempre que pensar que el mensaje era siempre más importante que los mensajeros. Ya que, como hemos dicho tantas veces, los mensajeros pasaremos, el mensaje y su contenido profundo y generoso es el que  prevalecerá  hasta que la vida lo considere necesario.

Los  pedidos  de ayuda  llegan exponencialmente (multiplicados) en solo días, semanas  y por cierto, en los últimos años desde diversos puntos del planeta. El  tan mentado fenómeno de la  globalización   ha llegado también a Renacer  y amenaza con fagocitarlo  de no hacemos cargo y responsables del destino que los grupos seguirán en el presente inmediato y el futuro.

Grupos que se han formado en distantes puntos de los cinco continentes por medio de la información que les llega vía internet, trabajan un tiempo más o menos corto y piden ayuda ya que carecen de lo que nosotros en Argentina gozamos hace tanto tiempo: la proximidad física, el seguimiento  cercano de la evolución de Renacer, su esencia, sus fundamentos, metodología de trabajo y principalmente la utilización de un lenguaje común.

En sintonía con lo expuesto, ha llegado el momento de unirnos en pos de este  maravilloso fenómeno cultural en el que se ha convertido Renacer, rescatando la ayuda mutua como lo intuitivamente emergente en momentos de  inflexión/encrucijada existencial en la vida de todo ser humano y trabajar mancomunadamente por un genuino, verdadero Renacer, haciendo oír su voz a través de la distancia y el tiempo. Fiel a su esencia Renacer es y será un grupo de transformación interior, construida sobre y por el amor a los hijos.

Somos conscientes que aún dentro de Argentina existen grupos Renacer que trabajan desconociendo aquello  sobre  lo que esta tarea y su mensaje se basan. Por ello es que diferentes iniciativas se han estado trabajando: por una   regionalización de los grupos, apuntando eventualmente a la integración de las diferentes regiones. Y también, simultáneamente, por la nacionalización de los mismos: siguiendo la esencia y fundamentos de Renacer, teniendo como objetivo prioritario como decimos más arriba, un lenguaje común y   una misma metodología de trabajo, con las pequeñas diferencias idiosincráticas de los diversos lugares donde los grupos ejercen su tarea. Para que de esta manera, Renacer sea lo que es y no otra cosa.

Se ha tenido éxito en estos nuevos proyectos, y deberemos continuar, pero ya de una manera más enfática  y tratando de ayudar con un seguimiento más cercano y atento a las diversas inquietudes de los numerosos grupos en Argentina y  el mundo. Como decimos al comienzo de este trabajo, apuntando más alto, más allá de las fronteras de Argentina y países vecinos. Debemos llegar a aquellos padres que están lejos geográficamente,  muchos  formando nuevos grupos o se encuentran ya trabajando pero desconociendo la esencia, lenguaje  y metodología de trabajo. Demostrando una vez más  la necesidad de una tarea como esta y de un mensaje como el que Renacer nos aporta.

 Estamos rompiendo paradigmas culturales, diciendo al mundo que la muerte de un hijo no se agota en la experiencia de dolor, ni el mero “trabajar el duelo”, ni en dejar pasar el tiempo o la elaboración de emociones y sentimientos. Estamos transitando y trazando senderos en un terreno que hasta Renacer, permanecía aún inexplorado. Estamos poniendo palabras allí, donde no existían. Estamos hablando de una verdadera revolución cultural y como tal, lleva tiempo para hacerse escuchar e incorporar  socio culturalmente  en la vida diaria de occidente.

 Internet sigue siendo la herramienta más útil en casos como los expuestos. Si bien todo el material que llegó a formar parte de nuestro libro “Donde la Palabra Calla” antes de ser publicado como tal, se hizo conocer  su contenido en internet de manera que todo el mundo tuviera acceso a él,  no fue suficiente. Por ello el libro se hizo necesario,  logra reunir los puntos   fundamentales  de esta tarea en un solo volumen de 285   páginas.  Constituyéndose así en una guía relevante para los padres que estén en los grupos o deseen formar uno.

El seguimiento cercano de los padres de Renacer con más experiencia para con esos nuevos  grupos, se ha tornado en una responsabilidad ineludible. Sabemos que son muchos quienes ya  la han asumido. Se necesitarán más seguramente.

 Y a quienes llegue este escrito y se encuentren lejos geográfricamente, sepan que este es un llamado también a su responsabilidad por llevar adelante o pensar en hacerlo, un grupo de ayuda mutua Renacer. La tarea es maravillosa y jamás deberán pedir permiso para conformar un grupo, tal es la libertad y generosidad de Renacer desde sus inicios, en 1988. Pero deben saber que ésta conlleva también, la responsabilidad por trabajar en un Renacer  fiel a su esencia.

El religiosismo, psicologización, personalización y la estructuración legal de Renacer son cuatro     aspectos  no  negociables de los grupos.

Alicia Schneider-Gustavo Berti


NdeR: Para formar un Grupo Renacer el único requisito que se solicita es el “compromiso ético” de seguir los principios enunciados en Esencia y Fundamentos de Renacer como grupo de ayuda mutuaHay grupos que se apartaron de estos principios o que no los siguen.
Invitamos a los padres que participan en los diferentes grupos a indicar si trabajan de acuerdo a estos principios y adherir a la presente misiva.

Anuncios

2 pensamientos en “HACIA LA UNIVERSALIZACIÓN DE RENACER”

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s