Se lo que sientes


La imagen puede contener: 2 personas, personas de pie

Ximena Barrea y Fatima Silva – Renacer Rosario Centro


La experiencia que nos atraviesa ante la muerte de un hijo o hijos, es ajena a niveles culturales, clases sociales, edades, sintiéndonos muy solos llegamos a Renacer…

Sé lo que sientes” También se me murió un hijo: dolor, incomprensión, oscuridad, creía que jamás iba a ser feliz y que no tenía derecho a serlo, sintiendo culpa de estar viva. Tuve la incredulidad frente la tragedia, desesperanza y miedo a una vida que creía jamás iba a tener sentido… Buscaba respuestas que no me satisfacían… y de las entrañas nacía un dolor que no reconocía, que me alienaba de mi misma. Paralizada e inmóvil de lo desconocido, y me era imposible describir lo que sienta. Me daba cuenta que había estados interiores donde mueren las palabras y es ahí exactamente donde habitaba mi ser. Y no paraba de preguntarme por qué? Por qué a mí? Por qué a mi hijo? Por qué ahora? Por qué de este modo?….

Calma, sé lo que sientes… vas a estar bien recuerda, yo estuve allí.

Renacer es una revolución cultural… no nos reunimos porque estamos enfermos, nos reunimos por una experiencia única e idéntica que nos cambia la vida existencialmente, la vida se nos estalla en mil pedazos y también nuestras creencias, nuestros deseos, nuestros proyectos… ya no somos los mismos. Siempre decimos en el grupo que la vida queda desbastada, como si una bomba hubiese caído a nuestras vidas, entonces… debemos ver de ese caos en el que nos encontramos que es lo que ha quedado, que es lo que ya no sirve más, que puede reconstituirse, que debe eliminarse… que debemos proteger. Renacer es el lugar ideal para conversar y compartir nuestros miedos, nuestras dudas, nuestras culpas, nuestras experiencias (familiares, sociales, profesionales…) son confidencias de la vida y la intimidad de de cada uno… cómo compartir ello, sin un marco de respeto absoluto?

Renacer es responsabilidad, amor con mi par.

El grupo en su funcionamiento debe entender que la llegada o el ingreso de una mamá o papá hace a su constitución y a la continuidad de éste… recibir una mamá o papá en Renacer debe ser una acción de absoluta responsabilidad grupal, siendo especialmente solidarios. Porque conocemos sus emociones… respetando que el sufrimiento es absolutamente personal y único.

Entonces, esa mamá o papá que llega, debe ser recibido de manera amorosa, debe poder sentir que el grupo le proporciona amor, esperanza, contención… respecto y compromiso. Es importante brindar un abrazo, una mirada y escucharlos.

Cuando llega un papá o mamá es importante que el grupo se aboque a contenerlo amorosamente, y no perder la claridad de los objetivos y pilares que Renacer tiene: encontrar un nuevo sentido a la vida

Renacer es el entorno de amor y contención para encontrar sentido a la tragedia, frente a lo que no podemos cambiar tenemos la libertad de elegir la actitud con la que afrontamos lo que nos toca vivir: “una cosa es lo que nos ha pasado y otra cosa, muy distinta, es lo que cada uno de nosotros decide hacer con aquello que nos ha sucedido.”

Renacer propone que cada padre o madre trascienda su dolor, es decir deje de pensar en sí mismo para pensar en el otro. Por esto decimos que es de ayuda mutua, porque escuchar al otro es tan importante como compartir nuestras experiencias… sólo nos encontramos y enriquecemos con “el otro”.

Renacer es esperanza, es una escuela de aprendizajes de una nueva vida… ya no somos los mismos de antes… es el lugar donde podemos conversar y compartir aquello que sentimos, aquello que escuchamos que a otro le pasa, pero reconocemos en nosotros mismos que también nos pasa, y así nos identificamos, unos con otros y seguimos construyéndonos, redescubriéndonos, renaciendo

En nuestro grupo, desarrollamos este tema: que busca una persona al llegar a Renacer? Algunos buscaban pares, otros donde poder hablar del hijo mirando a los ojos y poder nombrarlo con tranquilidad, otros comprensión de lo que sentían, otros un lugar… Luego consultamos que encontraron en el primer encuentro con el grupo y coincidimos lo importante de esa la mirada del otro que se sostiene y la nuestra que también puede ser sostenida. Lo valioso que es el espacio donde te sentís escuchado. Lo contenedor que se siente un abrazo al llegar, hay padres que no pueden explicar porqué en ese abrazo sienten a su propio hijo. Y es que a Renacer llagamos por nuestros hijos, al principio pensamos que es por el dolor y el sufrimiento el que nos ha traído hasta el grupo, pero luego en realidad entendemos que es el amor el motor a querer vivir nuestra vida con dignidad. Ese hijo amado no podría desear otra cosa que nuestra felicidad, que continuemos nuestro comino dignificando nuestros días.

Por eso es importante mirar al papa o mamá sufriente con la sensibilidad suficiente de entender que debe aprender a transformar su dolor en amor. Lo que brindemos debe ser esperanzador… O hubiésemos vuelto al grupo, si al llegar nos ofrecían un mensaje negativo o desesperado? Sin un claro mensaje que SI SE PUEDE! Y que la vida es valiosa, la de cada uno… y es nuestra responsabilidad encontrarle el sentido, porque por algo estamos aquí, porque la vida aún espera de nosotros. Ofrecer un sincero abrazo, una palabra, una mirada comprensiva, una sonrisa, una mano cómplice… quien recién llega lo agradece… y siente que llegó al lugar indicado. A veces no debemos dar mucho, sino lo adecuado. Recordando cómo llegamos, y rescatando aquello que nos fue bueno al llegar. Aquello que nos construyó y tomamos como una herramienta en este nuevo camino. Traslademos y devolvamos al grupo aquello positivo que nos brindó.

Es importante también hacer sentir valioso a ese papá o mamá y que su vida es valiosa, y que espera de él algo… que la vida es una oportunidad todos los días. Transmitirle que aunque no comprenda aún y no le guste lo que escuche, no abandone, continúe el camino, paso a paso se hará todo más claro.

Generar la pregunta al papá o mamá ¿qué podemos hacer con esto que nos pasó?
somos libres de elegir lo que queremos ser y hacer, mientras que trabajando con la causalidad (con los por qué) no.

Eso nos generan los Por qué? Cuando trabajamos con la causalidad somos prisioneros de las circunstancias, somos juguetes de las circunstancias, por el contrario, cuando elegimos la finalidad somos libres y responsables de nuestro propio destino, nosotros elegimos nuestro destino. Esa es la primera decisión, que significa tanto… porque genera ya una diferencia y una nueva dirección”.-

Anuncios

3 comentarios en “Se lo que sientes”

  1. Hola Ximena: gracias por tu información y por tu tiempo.Fue bueno para mí recibir tu respuesta.Me hace sentir acompañada a través de la distancia.Soy de Entre Ríos.Sería hermoso para mí concurrir. Trataré en lo posible de estar.
    Te mando un beso enorme y gracias otra vez.
    Norma. Mamá de Mauro.

    Me gusta

  2. He leído con mucha atención lo expresado por estas mamás del Grupo Renacer de Rosario Centro, me resultó muy claro yme he sentido identificada con todo lo que allí dicen. Es realmente cómo he vivido en estos 2 años y medio después de la muerte de mi hijo.También en cuanto a lo que expresan sobre qué desearía encontrar si tuviese la oportunidad de concurrir a un grupo Renacer-ya que en mi ciudad no hay-.Buscaría comprensión, hablar con pares,alguien que te entienda porque pasó por lo mismo, y a partir de allí poder trabajar juntos con otros padres en ayudar a los que llegan.
    Gracias por contar sus experiencias en este blog. Siempre las leo y me ayudan. Aunque sea a la distancia me siento hermanada con ustedes . Un abrazo.
    Norma
    Mamá de Mauro

    Me gusta

    1. Norma muchas gracias por tu comentario, sinceramente me llena el alma leerte y te lo agradezco. Estar con un par da mucha paz, amor, comprensión… una mirada sostenida, hablar de nuestros hijos con libertad… es lo que sentí cuando llegué a Renacer, y por eso se convirtió en mi casa después de la muerte de Flor. Un abrazo gigante. Podés sumarte a los encuentros, que se realizan a través del año… Ahora hay uno en Córdoba a fin de año (30/11/18) cumple el grupo 30 años, y la convocatoria es a nivel mundial. Podés concurrir sola, tranquilamente o si deseas con alguien que te acompañe. Te dejo la información… Ojalá estés!

      https://gruporenacer.wordpress.com/2018/07/14/encuentro-internacional-de-renacer-en-su-30-aniversario/?fbclid=IwAR15gPHYG3os4PUgA5lFer9FJYckP6q8cIqnz_puzrT-agBqoSWR7veMJv4

      Un gran abrazo y beso,
      Ximena Barrea mamá de Flor, mamá de Renacer Rosario Centro.

      Me gusta

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s